jueves, 10 de junio de 2010

EL CONSEJO SE CARGA EL BIEN MAS PRECIADO DEL OVIEDO: SU AFICIÓN

El Consejo azul se empeña en seguir haciendo puntos para ser recordado como el peor de todos los que dirigieron el Real Oviedo, y lejos de comenzar a preparar la temporada que viene, se entretiene con querellas contra su afición por los supuestos incidentes acaecidos los días 17 y 18 de mayo. En el escrito presentado ante el Juzgado, se habla de lanzamiento de petardos y otros incidentes protagonizados por parte de los seis denunciados a los que, curiosamente, cita a declarar en calidad de imputado por ser, palabra textuales manifestadas ayer, "las únicas personas de las que conocían sus datos"; este comentario choca frontalmente con el escrito de denuncia, donde los califican de "cabecillas y organizadores de los incidentes".

Por otro lado es relevante comentar que el único incidente que reflejaron los periódicos, fue el que sucedió cuando se encendió una bengala en las oficinas, y del que la denuncia nada dice.

Creo que el artículo 10 del código penal debería modificarse ahora mismo para que el Consejo pueda defender esta querella, quedando así redactado (en cursiva, la necesaria modificación) "Son delitos o faltas las acciones y omisiones dolosas o imprudentes penadas por la Ley, [.....] Podrán ser imputadas aquellas personas que, ajenas a los actos, sean conocidas, aunque sea de vista, por los denunciantes".

2 comentarios:

Publicar un comentario

Deja tu opinión sobre el artículo en un comentario, ¡Hala Oviedo!